La revista The Economist difundió recientemente  los resultados de un estudio de la Organización Mundial de la Salud (OMS) sobre la actividad física,hay que recordar que el sedentarismo es la principal causa del aumento de obesidad entre otras múltiples enfermedades, el asunto no sería muy relevante para Colombia, si no fuera porque el país es el con los mayores indices de sedentarios del mundo.

Los científicos ingleses tiene una curiosa conclusión sobre este resultado: 60 por ciento de los colombianos no se ejercita debido al peligro que representa, por ejemplo, salir a caminar por la noche. El segundo en el escalafón es Arabia Saudita, donde las mujeres, según la OMS, suelen permanecer en casa por las restricciones que impone la cultura árabe. En el otro extremo, los habitantes de Rusia son quienes realizan mayor actividad física. Otro dato tiene que ver con la discriminación de género. En el mundo, las más sedentarias son las mujeres, pues en la mayoría de los países la gente sigue considerando que hacer deporte es cosa de machos.

Hay que recordar que cuando una persona quiere volverse saludable y contrarrestar los malos hábitos, lo primero que le recomiendan es hacer ejercicio, así sea en una mínima dosis. Los médicos lo consideran una ‘droga natural’ milagrosa y la evidencia científica ha demostrado desde hace varios años sus múltiples beneficios, entre ellos evitar enfermedades y, en consecuencia, aumentar la esperanza de vida. Sin embargo, el sedentarismo sigue siendo una de las cinco causas principales de muerte en el mundo y se estima que uno de cada diez decesos se produce por mantener ese estilo de vida.

Aunque los males del sedentarismo son conocidos ampliamente por la sociedad, hasta ahora no se habían hecho estudios de esta magnitud que revelaran su alcance en cifras concretas.

¿Qué tan sedentario eres?

Los especialistas diseñaron una medida práctica para identificar el nivel de actividad física de una persona:

  • Sedentario: menos de 10 minutos de actividad física por día.
  • Poco activo: entre 10 minutos y 30 minutos de actividad física leve.
  • Activo: es la persona que cumple con las recomendaciones mínimas para estar saludable, que son 30 minutos de actividad física intensa a moderada, cinco o más días de la semana. Esta es la actividad básica para una persona, ya si se desea impactar algún tipo de enfermedad o condición física como hipertensión, diabetes, dislipidemias, niveles altos de colesterol y triglicéridos, se debe aumentar a 60 minutos de ejercicio y en el caso de la obesidad, entre 60 y 90 minutos diarios.

 

Otra forma de clasificar los niveles de actividad física es con el número de pasos que se dan en un día. Pueden medirse con un pasómetro (dispositivo pequeño que se ubica en la cintura o en el bolsillo).

  • Para niñas y niños se ha establecido que el número de pasos debe ser de 10.000 a 14.000 pasos por día; en un tiempo que oscila entre 60 y 120 minutos día. Lo que corresponde a un gasto calórico de 300-400 kilocalorías cada 10.000 pasos. Esto permitiría mantener el peso corporal con una alimentación normal.
  • Para adultos: entre 7.000 y 13.000 pasos día.
  • Para ancianos: entre 6.000 y 8.500 pasos día.
  • Para personas con discapacidad: entre 3.500 y 5.500 pasos día.

 

 

Vamos a Jugar

  • En las fechas especiales dales a tus pequeños regalos que motiven la actividad física como patines, bicicleta, lazo, etcétera.
  • Ten a mano una cesta con juegos como frisbee, raquetas de ping pong, balones, tiro al blanco.
  • Aprovecha y dispone espacios de la casa como el parqueadero cuando está desocupado, para que los niños puedan correr y jugar en él con libertad. Ponles una colchoneta donde ellos puedan moverse a sus anchas.
  • Crea tradiciones familiares que involucren a tíos, abuelos y amigos, como caminatas al aire libre, acampadas y días de piscina.
  • Limita el tiempo de televisión, videojuegos y computador cada día. Aunque los padres no se encuentren, los pequeños reconocen que hay una norma y la respetarán.
  • Dar una vuelta al final del día, cerca de la casa, es otra alternativa, si todos van en patines puede ser más divertido.
  • Enséñales a subir escalas en lugar de tomar ascensores.
  • Invéntate paseos a sitios naturales, siempre existe en los niños el gusto por el aire libre y la naturaleza.
  • Fomenta la responsabilidad y el mantenimiento de la casa, regar las matas, sacar a pasear el perro, tender la cama o acompañar a los padres al mercado.
  • Si el tiempo no te permite cumplir una cita de juego con tu hijo, no la canceles,  mejor pídele el favor a tu pareja o a otra persona cercana. Sé constante para que se alimente ese espacio de comunicación familiar.

Fuente: Semana – Sura

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *